La Hermandad sevillana, en el año jubilar por el IV Centenario de la Sagrada Imagen del Señor, conmemora la partida desde Tablada del avión Jesús del Gran Poder, que conectó Sevilla con Brasil hace ahora 92 años

Jimenez e Iglesias ante un Breguet XIX. Posteriormente son los aviadores que volarían el Jesus del Gran Poder.

El miércoles 24 de marzo, hará noventa y dos años que desde Tablada despegaba el Breguet XIX Jesús del Gran Poder. Era el Domingo de Ramos de la Semana Santa de 1929 y el despegue se produjo a las 17 horas y 35 minutos con rumbo suroeste, en una de las hazañas más reseñables de la Aeronáutica Militar Española. Los capitanes Ignacio Jiménez y Francisco Iglesias pilotaron con pericia la aeronave para aterrizar, después de cuarenta y cuatro horas de vuelo y 6.550 kilómetros recorridos, en Bahía (Brasil) por agotamiento de la gasolina. Posteriormente, los pilotos españoles realizaron un raid aéreo por Iberoamérica, completando miles de kilómetros y uniendo ciudades como Río de Janeiro, Montevideo, Buenos Aires o Santiago de Chile, para finalmente arribar a La Habana.Este histórico vuelo fue completado por un avión bautizado como “Jesús del Gran Poder”, como seña de identidad de la ciudad donde se gestó la hazaña, Sevilla, y la devoción centenaria que en ella se profesa al Señor. De hecho, la Hermandad de Nuestro Padre Jesús del Gran Poder, como muestra de este vínculo con la aeronave homónima y con la Aviación Militar Española, quiso transmitir su apoyo a la tripulación mediante un telegrama que rezaba: “Que el Gran Poder de Jesús ayude al Jesús del Gran Poder”.

En el marco de las celebraciones por el IV centenario de la presencia de la Imagen de Nuestro Padre Jesús del Gran Poder y del I centenario del Acuartelamiento de Tablada, efemérides ambas cumplidas en el año 2020, ambas instituciones celebran un acto conjunto en el que el Hermano Mayor, D. José Félix Ríos Villegas, hace entrega al Acuartelamiento de una placa conmemorativa, evocando el texto del telegrama enviado a sus hermanos, los capitanes Jiménez e Iglesias, que a partir de ahora podrá ser contemplada en la Sala Histórica del ACAR Tablada.